Jorge Navarro y su música, en el último recital del ciclo Grandes Maestros

 

Nada genera más respeto que una trayectoria coherente con una vocación artística musical inalterable a través de toda una vida. Este es el caso de Jorge Navarro.

Llegar por mérito propio a ser considerado un Maestro, habla por sí mismo de su amor por la música que eligió como su forma de expresión más acabada

Jorge Navarro es, desde hace más de medio siglo, activo integrante de la escena del jazz porteño. Y durante junio fue protagonista de un ciclo especial de recitales, en donde recorrió diferentes estilos dentro del amplio paraguas del jazz y contó, en cada show, con un grupo de amigos invitados.

Este domingo 30, a las 20 horas en el Auditorio, concretará el último de estos recitales encuadrados dentro del ciclo “Grandes Maestros”. Allí subirán a escena como invitados especiales Ernesto Acher, Ricardo Lew, Mauricio Percan, Alejandra Martin y Luis Ceravolo. Será una noche muy especial, que promete otras sorpresas para un cierre de fiesta. Las entradas gratuitas ya se pueden reservar

Jorge Navarro. Palabras de un maestro

“En el jazz no hay que pensar ni tratar de entender nada. Hay que sentarse y vibrar con lo que pasa desde un instante muy fugaz pero que es una cuestión de sentimiento”, definió Navarro durante una entrevista con Télam.

“No hay sorpresas en la música que propongo porque son standards, que es un tipo de repertorio que no morirá nunca y que los jazzeros seguimos tocando todos los días”, sostuvo y enseguida aseguró que “la gracia es ver cómo se improvisa sobre ella. La novedad está en como salga la improvisación”.

Y a modo de una búsqueda de resultado sobre ese territorio, el músico que durante su residencia en los Estados Unidos acompañó a Ella Fitzgerald, Jim Hall, Roy Eldridge, Ray Charles y Buddy de Franco, indicó que “el oyente va a disfrutar y si nosotros estamos muy metidos y comprometidos emocionalmente, lo más probable es que la gente lo perciba”.

En esa cuerda, precisó que “cuanto más sincero uno es y más riesgos toma, mejor resulta. En el jazz, lo que menos hacemos es pensar en lo que vamos a tocar, más allá de las pequeñas convenciones, pero lo demás sucede o no”.

El artista que integró La Banda Elástica que comandó Ernesto Acher y pudo mostrar su toque hasta en el mismísimo Teatro Colón, relativizó el peso del jazz dentro de la escena musical.

“Leo que hay una escena de jazz, pero es una música de minorías, sobre todo desde que dejó de ser bailable y devino en música para escuchar. No es popular y nunca lo será”, formuló.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *